CICLO ESTRAL Y DETECCIÓN DEL CELO

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

CICLO ESTRAL Y DETECCIÓN DEL CELO

Mensaje  Gentil Trujillo el Miér Jun 04, 2008 5:10 am

CICLO ESTRAL Y DETECCIÓN DEL CELO:

Se denomina estro, calor o celo a un restringido período del ciclo sexual de las hembras, caracterizado por una búsqueda activa del macho e intenso deseo de copular por parte de ellas. Este deseo las lleva a adoptar actitudes homosexuales montando a otras hembras e imitando los movimientos copulatorios del macho.
Los signos exteriores del estro son numerosos y varían de intensidad y duración, representando los mismos una valiosa ayuda para el inseminador, permitiéndole seleccionar las hembras en celo y el momento propicio para una eficaz fecundación.

El éxito o fracaso de un programa reproductivo, ya sea por monta controlada o por inseminación artificial, se apoya fundamentalmente en una adecuada detección del celo y una correcta inseminación en el momento oportuno.

A continuación veremos los signos más característicos para identificar a los animales en celo:


LA VACA EN CELO SE MUESTRA INQUIETA:

Camina de un lado a otro olfateando a sus compañeras, éstas la descubren fácilmente y tratan de montarla imitando el acto sexual. Cuando la vaca se deja montar aceptando de buena gana a su compañera, podemos decir que está en posición de monta o que es el momento óptimo para inseminarla. Generalmente son varias las vacas que tratan de montar al animal en celo originándose un verdadero remolino de vacas que se trasladan inquietamente de un lado a otro de la cerca o del corral, mientras en el resto de potreros de la finca los animales pastan tranquilamente.

Debe separarse siempre la vaca que se deja montar, ésta es la que está en calor o celo. El acto de monta está condicionado por olores característicos que se desprenden del animal en celo y que es percibido a considerable distancia por el macho. Generalmente en el hato existen varias vacas que presentan una capacidad similar a la del toro para detectar los olores, comportándose como el macho y realizando saltos sobre el animal en celo.


FLUJO O DESCARGA VAGINAL:

La vaca en celo produce abundante secreción mucosa que se descarga por la vulva. En ocasiones no todas las vacas que se encuentran en celo son montadas por sus compañeras; sin embargo, la correcta observación de los vientres permite reconocer a estos animales, ya que los mismos se reúnen con otras vacas en celo y tratan de montar a una vaca en calor. Cuando un animal se halla en celo arroja por su vulva abundante moco trasparente y brillante, semejante en su aspecto a la clara del huevo; esta secreción o moco se enreda en su cola. Una vaca normal descarga aproximadamente de 200 a 250 c.c. de secreción mucosa durante el período del celo. Al comienzo del celo la secreción es acuosa para tornarse más pegajosa hacia el final. Esta secreción proviene de las glándulas mucosas del cérvix uterino y cuando el animal está en pie, generalmente se almacena en la vagina, pero cuando el animal realiza algún esfuerzo el moco se descarga.






Figura 1. Signos de celo o calor



MANCHAS DE MOCO O MUCUS: El mucus que cuelga de la vulva es dispersado sobre la grupa por el movimiento de la cola, formando manchas que son apreciadas desde cierta distancia.


VULVA EDEMATIZADA: Cuando el animal está en celo, la vulva se presenta hinchada, edematizada y rojiza debido a la mayor afluencia de sangre que se dirige al tracto reproductivo en ese momento.
Este fenómeno se debe a la acción de los estrógenos (hormona sexual femenina), cuya secreción por el ovario está aumentada durante el período del estro.

GRUPA CON PELADURAS: Frecuentemente la grupa de los animales en celo presenta peladuras presentadas por el peso de los animales que los montan, depositándose además sobre ella barro, paja o algún otro material.


NERVIOSISMO: Al comienzo del estro el animal tiende a apartarse del resto de animales y posteriormente, debido al intenso deseo de copular, busca la presencia de otros animales emitiendo mugidos característicos. Existe un aumento de la actividad con desplazamientos del animal de un lado para otro del potrero o corral o por el borde de las alambradas. En países como Israel, estos mayores desplazamientos son detectados por un censor electrónico, llamado podómetro y ubicado en una de las extremidades; cuando este censor registra mayores movimientos que el promedio normal, el animal se encuentra en celo.

DISMINUCIÓN DEL APETITO: Como consecuencia directa del estado nervioso, el animal disminuye el consumo de alimentos. También se registra disminución en la producción láctea de las vacas en producción.

Estas características del celo detalladas anteriormente, son extremadamente variables en intensidad y algunas de ellas están siempre ausentes en determinados animales. Se han estudiado otros factores tratando de relacionarlos con el estro, pero son de escasa utilidad por su falta de seguridad.
Estos son: relajación del área lumbo-sacra, relajación de vulva, olfateo y lamida de vulva, orinar frecuentemente, etc. Un método de gran apoyo para el diagnóstico del celo, pero limitado porque requiere la sujeción del animal, lo constituye la palpación de los ovarios a través del recto, permitiendo reconocer la presencia de folículos maduros o de cuerpos lúteos.
Ocasionalmente, el flujo o descarga vaginal, no es indicativo de celo y puede inducir a una falsa identificación del estro; esto ocurre particularmente en los siguientes casos: FLUJO o DESCARGA SANGUINOLIENTA, ésta se presenta de 24 a 48 horas después de pasado el celo y se debe a la ruptura de pequeños vasos sanguíneos impregnando el moco con sangre. Esta secreción es normal e indica que el celo se produjo uno o dos días antes. Este dato debe tenerse en cuenta con el fin de pronosticar el próximo celo. Es de anotar que este tipo de secreción o descarga sanguinolenta, algunas veces no se presenta o no se observa en determinados animales.

FLUJO o DESCARGA ANORMAL. Este tipo de descargas deben observarse con cuidado, pues ellas vienen acompañadas de pus, secreciones celulares y/o sangre. En estos casos se debe realizar una inspección clínica del tracto genital con el fin de determinar el origen de estas alteraciones y realizar su respectivo tratamiento. Es frecuente que estos casos se presenten en vacas recién paridas o en animales que hayan presentado retención de placenta. Las inseminaciones o montas a este tipo de hembras llevan por lo general al fracaso, ya que los espermatozoides se depositan en un medio infectado, corriendo además, el riesgo de llevar la infección mas profundamente si el útero aún no ha sido contaminado: Este tipo de infecciones generalmente cede espontáneamente, pero también pueden ser tratadas por administración de antibióticos y estrógenos.

DISPOSITIVOS DETECTORES DEL CELO.
Si bien un observador experimentado puede detectar alrededor del 85 % de los celos en las vacas que están ciclando regularmente, el empleo de ayudas visuales o detectores de celo pueden mejorar notoriamente el programa de observación de calores.
Es frecuente en algunas empresas ganaderas la utilización de toros impedidos para realizar la cópula o monta (desviación de pene) o de novillos sexualmente activos para detectar los animales en celo. Estos dispositivos detectores presentan la ventaja de permitir la individualización de aquellos animales que entran y salen del período de celo en las horas de la noche o fuera de los horarios de observación.
Observaciones realizadas en Méjico, usando cámaras de T. V. durante las 24 horas del día para observar la actividad sexual, mostraron que el 45 % de ésta se producía entre la media noche y las 6 a. m. Un 22 % se registraba entre las 18 horas y la media noche. Prácticamente el 67 % de los animales entraba en celo en las horas en las cuales no se realizaba observación personal. Esto no quiere decir que este 67 % de animales no mostraba actividad sexual durante el día.

DISPOSITIVOS DETECTORES EN LA VACA.
Un dispositivo muy eficiente es aquel colocado sobre el lomo de la vaca, accionándose cuando el animal es efectivamente montado, lo cual hace que el dispositivo descargue una tinta de color rojo, siendo fácilmente detectable por parte del observador. Tiene por inconveniente su alto costo y la dificultad de encontrarlo en el mercado nacional y el de que algunas veces se acciona falsamente o se pierde.

Existen pinturas especiales para la detección del celo, que se aplican en la grupa de la vaca sobre el hueso sacro; cuando el animal es detectado en celo por otros animales y consecuentemente montado, la pintura es removida por el roce, por lo que se puede identificar el animal en celo.

DISPOSITIVOS DETECTOES EN EL TORO: El más eficiente es un marcador que se coloca debajo de la quijada de un toro incapacitado para copular. El marcador se sujeta firmemente, por medio de correas, a la cabeza del toro; consta de un dispositivo que contiene tinta en su base, lo que permite impregnar el lomo del animal montado.

Debe tenerse la precaución de separarse lo antes posible el animal marcado con el fin de que no se repitan los saltos, evitándose así gasto excesivo de tinta.



Figura 2. Bozal marcador.


Figura 3. Colocación del bozal marcador.






Figura 4. Desviación peneana en el toro.






OTRAS CONSIDERACIONES ACERCA DEL CELO: La ovulación ocurre al terminar el período de estro o de calor en la vaca o novilla, aproximadamente 10 a 12 horas después de terminado el período de celo.
En algunos animales se presentan FALSOS CALORES, a pesar de que el animal está preñado, lo que ocasiona problemas a los inseminadores o administradores, si éstos no tienen conocimientos del evento. Estos casos se presentan frecuentemente cuando los fetos empiezan a empelizar alrededor de los seis meses de gestación; aproximadamente un 10 % de los animales pueden presentar estos síntomas de falsos calores.

Uno de los problemas más frecuentes en la ganadería, lo constituyen las vacas que no han sido vistas en calor, pero que a la palpación rectal de los ovarios, éstos se encuentran activos y normales o sea que si han presentado calores pero éstos no son manifiestos o poco perceptibles para el ojo humano (calores silenciosos).

Gentil Trujillo

Mensajes : 55
Fecha de inscripción : 21/05/2008
Edad : 26
Localización : Ibague-Bucaramanga

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.