Identificacion Animal

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Identificacion Animal

Mensaje  Gentil Trujillo el Vie Jun 20, 2008 9:56 pm

IDENTIFICACIÓN ANIMAL

INTRODUCCIÓN
Los microchips se han venido usado como método de identificación de los animales de compañía desde hace ya algunos años. Parece ser que la implantación de los mismos ha podido ocasionar algún pequeño problema, pero los pocos casos descritos los relegan a la categoría de anécdota.
Esto no ha impedido que WSAVA, junto con FECAVA y BSAVA hayan propuesto un sistema de control de las reacciones adversas para permitir un seguimiento adecuado del sistema e incrementar la confianza del consumidor. Esto incluye "fallos de lectura", por lo que se debería animar a los veterinarios a hacer una verificación periódica de la presencia del chip (por ejemplo en cada vacunación anual). Una vez superada la necesidad de definir un estándar electrónico de microchip (Las tres asociaciones anteriores sólo reconocen el modelo ISO (FDX-B)), debemos dar paso al establecimiento de un sistema universal de comunicación de reacciones adversas.

REACCIONES ADVERSAS
Las posibles reacciones adversas incluyen:
1. Un absceso en el lugar de implantación.
2. Una masa en el lugar de implantación.
3. Migración desde el punto de implantación.
4. Pérdida total del microchip.
5. Funcionamiento erróneo del Microchip (por ejemplo, el microchip está, pero hay fallos en la lectura).
6. Roturas del Microchip.

SISTEMA DE COMUNICACIÓN
Para que el sistema de comunicación sea efectivo, deben estandarizarse:
1. El método y lugar de implantación.
2. El método de exploración del cuerpo (por ejemplo uso del lector).
3. El modelo de formulario de comunicación.

MÉTODO DE IMPLANTACIÓN
Se deberían seguir una serie de pasos para implantar un microchip y evitar posibles errores.
1. Verificar que el Microchip insertado esté en un paquete precintado y que ha sido esterilizado de acuerdo con el indicador visible.
2. Usando un lector homologado, verificar que el código del Microchip es el mismo que el indicado en el paquete.
3. Usando un lector homologado, realizar una exploración completa del cuerpo para asegurarse de que no se haya implantado antes un Microchip funcional.
4. No hace falta administrar anestesia general o local antes de la implantación. No hace falta afeitar la zona de implantación, pero se recomienda lavarla con un algodón impregnado en una solución alcohólica antiséptica diluida.
5. El método de implantación depende del diseño específico del aparato utilizado para la misma. El animal debe ser sujetado con suavidad por un ayudante.
6. El lugar de implantación depende de cada especie (ver más adelante).
7. Una vez retirada la aguja, aplicar una presión digital suave sobre el área de implantación durante algunos segundos.
8. Explorar de nuevo al animal para asegurarse de que el Microchip esté en su posición.
9. Rellenar la documentación necesaria sin retraso para evitar confusiones o errores.

LUGARES DE IMPLANTACIÓN
Perros y gatos
El que coloque los microchips debe tener en cuenta que los lugares más usados son dos:
1. Subcutáneamente en medio de la cara izquierda del cuello. Este es el lugar preferido, ya que aquí no se suelen inyectar otros productos (fármacos, vacunas, etc.)
2. Subcutáneamente en la línea media dorsal, entre las escápulas.

MÉTODO DE EXPLORACIÓN DEL CUERPO
1. Usando un lector correcto, verificar primero que el lector está funcionando. Comprobarlo con un Microchip nuevo dentro de su paquete. Cuando el fabricante o tipo del Microchip implantado es conocido, asegurarse de que el lector es capaz de reconocer todos los tipos de Microchip utilizados. (Si dudamos, consultar con el fabricante / suministrador).
2. Pasar el lector alrededor del área de implantación normal:
i. En perros y gatos, a lo largo de la línea media dorsal, entre las escápulas, desde la base del cuello hasta el área torácica media. ZONA A.
ii. En perros y gatos, sobre la cara izquierda del cuello, desde la base de la oreja a la escápula. ZONA B.
iii. En perros y gatos, sobre la cara derecha del cuello, desde la base de la oreja a la escápula. ZONA C.
Anotar en el formulario si se ha localizado un Microchip. Si no se encuentra ningún dispositivo Microchip tras el primer intento, repetir el proceso un par de ocasiones más.
3. Si no localizamos ningún dispositivo Microchip en las zonas A, B, o C, realizar tres exploraciones completas del resto del cuerpo del animal (por ejemplo: pasando por encima de la cabeza, por la cara lateral y medial de las extremidades, por la parte ventral del cuello, tórax, y abdomen así como en los cuartos posteriores). ZONA D.
4. Si no se localiza ningún Microchip en las zonas A, B, C o D se hará entonces una radiografía lateral del cuello y del tórax. Debemos anotar en el formulario si no se localiza ningún dispositivo Microchip funcional. Si con los Rayos-X tampoco se localiza, entonces se asumirá que se ha perdido del cuerpo.
5. Si se localiza un Microchip (ya sea con lector o bien con Rayos-X), se palpa el área para notar si existe dolor o inflamación. Si detectamos inflamación, se valorará su naturaleza clínica.
6. En algunos casos podremos confirmar la relación existente entre una inflamación sospechosa y el Microchip mediante una radiografía de la zona y la utilización de una aguja como marcador.

Gentil Trujillo

Mensajes : 55
Fecha de inscripción : 21/05/2008
Edad : 26
Localización : Ibague-Bucaramanga

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.